A Jorge por su 18 cumpleaños. 20 de octubre de 2011


Hace 18 años que te tuve entre mis brazos por primera vez. Nueve meses antes ya  había comenzado a quererte. Te sentí crecer en mi interior.   Te soñé día a día. Disfruté tu embarazo como lo que era: una experiencia única. El milagro de la vida abriéndose paso. En ti se hacía realidad mi mayor deseo: ser madre. Contigo llego la plenitud, el gozo. La alegría de ser y sentirme mujer.

Recuerdo el momento de tu nacimiento. El dolor previo y la emoción desbordada al tenerte sobre mi pecho por primera vez.  Te recibí entre lágrimas de alegría. Nunca he sido tan feliz como en ese momento. Si me preguntaran por el día más feliz de mi vida sin duda contestaría que el de tu nacimiento. Te tomé entre mis brazos y te ofrecí mi amor, te acuné, te susurré y te amamanté. Te vi crecer cada día por fuera y por dentro.  Te di mi dedo como soporte para tus primeros pasos. Guardé como tesoros tus primeras palabras, tu primera sonrisa, tu primer beso,  tu chupa, tu primer diente y hasta un mechón de tu pelo.

En el Corte Inglés el cerrajero me regalaba llaves de colores que estaban defectuosas y que yo ponía en un llavero. Te las daba y tú radiante de felicidad corrías a abrir con ellas todas las puertas. Las puertas del mundo, las de la vida que comenzaba para ti, las del corazón de cuántos te hemos conocido.

 Luego quisiste ser basurero. Cada noche te tumbabas en el suelo del balcón para ver pasar el camión de la basura y saludabas con tu mano a tus héroes de entonces: los basureros.  Tuviste tu moto. Te la regaló abuelo José tu segunda navidad. Montado en ella íbamos cada día al parque. Jamás le diste a los pedales eras más veloz con los pies. Y en los pies encontraste tu sueño: el balón. Y  te hiciste futbolista y  comentarista deportivo, futbolista, comentarista deportivo, fut… hasta hoy. Aún juegas al FIFA y comentas los partidos. Aún juegas a fútbol  y amas el balón.  Los himnos de los equipos me persiguen y las arengas las escucho incluso en sueños. (¡Ojalá nunca falten!)De tu mano aprendí de futbol.  Conocí al Turu, a Manolo el de Arucas. Supe la historia de Meci, de Valerón… Sé lo que es un fuera de juego, un saque de esquina o un penalti. Compartimos los mundiales con las roscas, las pipas, la Coca Cola y si se terciaba hasta con las banderas y camisetas. Aún disfruto viéndote jugar.

Has crecido y te me has hecho hombre aunque para mi sigues siendo mi niño.

Siempre pude contar contigo. Eras tú quien se quedaba junto a Javier mientras yo corría tras Alejandro, tú quien me alcanzaba los pañales, quien invitaba sin descanso a participar a Alejandro de tus juegos.  Juntos hemos reído y llorado muchas veces. Estos últimos años hemos compartido más lágrimas de las que hubiese querido.

Eres especial Jorge. Eres único. Has madurado demasiado pronto. La vida te ha empujado a crecer y tú has respondido. Te he sentido cerca en cada trecho del camino. He intentado estar a tu lado cuando me has necesitado. Quizá no siempre haya podido espantar los fantasmas que te han  robado el sueño, quizá no siempre haya conseguido calmar tus angustias,  quitarte el miedo.  Probablemente no siempre haya conseguido transformar una lágrima en sonrisa pero lo he intentado. He luchado y lucho porque seas feliz. Es lo que más deseo. Siempre podrás contar conmigo. Siempre estaré contigo. Te quiero. Te quiero más que a mi vida.

Quiero agradecerte tu cercanía. Tu cariño en los malos momentos. Tus gestos de protección y hasta tus silencios. Gracias por sentarte en mi cama a compartir tus sueños, tus preocupaciones, tus alegrías. Gracias por los abrazos, por la complicidad de tu mirada, por tu risa, por tus gestos.  Gracias por ser quien eres. Gracias por tu generosidad, por tu capacidad para mirar más allá, por tener en cuenta las necesidades de los otros, por valorar la amistad, por saber pedir perdón y por saber dar las gracias. Me siento muy orgullosa de ti.  De ser tu madre y de que seas mi hijo. Pido a Dios que te regale muchísimos cumpleaños más.

Te quiero Jorge. Te querré siempre.

Mamá

  

Anuncios

Un comentario

  1. estoy buscando una carta para mu sobrino que cumple suus 18 pero me ecabo de dar cuuenta que solo poniendo mi corazon en el papel lograre mejores resultados commo lo hiciste tu gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s